Mujeres fuertes, hombres frágiles

portada evento euromind Mujeres fuertes, hombres fragiles 2

Presentación

En la actualidad, hay muchas más mujeres que hombres estudiando en la universidad, y las mujeres ocupan posiciones destacadas en esferas como la política, la economía o la ciencia.  Aunque los tiempos en los que sufrían situaciones injustas  -como tener prohibido el acceso a estudios superiores o el derecho de voto- parecen quedar atrás, sigue sin alcanzarse una igualdad plena. Por ejemplo, el número de mujeres que cursan  ingenierías o carreras científicas es reducido, y lo mismo ocurre en consejos de administración. Estas diferencias suelen interpretarse como síntomas de que la sociedad sigue discriminando en contra de las mujeres y que numerosos prejuicios  -en muchas ocasiones de forma inconsciente- estarían mermando las opciones de la mitad de la población.

La psicóloga Susan Pinker, sin embargo, ha puesto en cuestión la idea de que una igualdad de oportunidades tenga que traducirse necesariamente en igualdad de resultados. Cuando se les da la oportunidad de elegir, las preferencias de hombres y mujeres varían.

En los estudios comparativos entre hombres y mujeres, las estadísticas no solo revelan numerosas diferencias, sino que también ponen de manifiesto las debilidades que afectan al sexo masculino. En la infancia, los niños tienen  más problemas de aprendizaje que las niñas, y un mayor número de ellos tiende a abandonar los estudios. A los adolescentes les cuesta  más controlar sus impulsos que a sus compañeras, lo que puede expresarse en una conducta más violenta o que pongan su vida en peligro absurdamente más a menudo. Los adultos desempeñan también los trabajos más solitarios y arriesgados, lo que se traduce en un índice de muertes laborales mucho mayor. Las estadísticas sobre el  suicidio -muy superiores entre hombres que entre mujeres- son un claro indicador de esa fragilidad masculina, y sobre este tema se centrará la charla del psicólogo canadiense Rob Withley.

Al hablar de dimorfismo entre sexos, es ineludible referirse al embarazo. La investigadora canadiense Elseline Hoekzema ha estudiado el cerebro de las mujeres durante la gestación, y ha recogido evidencias sólidas de que el cerebro de la mujer experimenta numerosos cambios que preparan a la futura madre para la situación de traer al mundo a un ser vivo.

Programa

11.30 Presentación de la Europarlamentaria Teresa Giménez Barbat
11.35 Susan Pinker: Diferencias sexuales y la brecha de género
12.05 Elseline Hoekzema: El embarazo produce cambios duraderos en el cerebro de la mujer
12.25 Rob Whitley: Suicidio masculino: la epidemia silenciosa

Ponentes

SUSAN PINKER

3 susan pinker

Susan Pinker es una psicóloga del desarrollo canadiense. Escribe sobre temas de ciencia social. Estudió en las universidades de McGill y Waterloo. Durante más de 25 años se ha dedicado a la práctica clínica y a la enseñanza de la psicología, primero en Dawson College y posteriormente en la universidad McGill.

ELSELINE HOEKZEMA

3 ELSELINE HOEKZEMA

Elseline Hoekzema es una investigadora postdoctoral en la unidad de Psicología del Desarrollo y Educación del Instituto de Psicología de la universidad de Leyden.

 

 

ROB WHITLEY

3 Rob withley

Rob Whitley es el investigador principal del Grupo de Investigación e Interés sobre psiquiatría social (SPRING en sus siglas en inglés) en el Douglas Hospital Research Center. Es profesor asistente en el departamento de psiquiatría de la universidad McGill (Canadá). Sus dos principales temas de investigación son la recuperación y el estigma.